“Santiago Rodríguez es una plaza morada”. Con esa expresión la compañera Eunice Jimeno abre la conversación con Vanguardia del Pueblo, ofreciendo amplias explicaciones sobre el funcionamiento del Partido de la Liberación Dominicana en la noroestana provincia, de la que es su presidenta provincial, responsabilidad que comparte con la presidencia del Comité Municipal de San Ignacio de Sabaneta, su membresía en el Comité Central y en el Comité Intermedio Oeste rural de Sabaneta.

Refiere que desde la fundación del Partido, en 1973, Santiago Rodríguez se ha distinguido por una presencia activa en el partido morado.

En aquella fecha, hará en diciembre próximo 41 años, la directiva completa del PRD pasó al PLD, citando al compañero Dioscórides Espinal, miembro del primer Comité Central peledeísta, quien junto a Miguel Ángel Núñez, Eduardo Núñez, entre otros apreciados compañeros, se trasladaron a la ciudad capital para participar del Congreso Constitutivo Juan Pablo Duarte, con el que de manera formal se fundó el PLD el 15 de diciembre 1973.

“Desde ese momento el PLD ha sido una referencia política en Santiago Rodríguez”, precisó la compañera Eunice Jimeno presentándonos los diferentes procesos del PLD en su provincia.

Reseña que ya en enero del año 1974 ella formó parte del primer Círculo de Estudios de la comunidad en el recién fundado Partido de la Liberación Dominicana.

Desde ese momento el PLD ha seguido en la provincia un trabajo intenso y constante, quizás con altas y bajas en términos electorales, pero siempre con la moral alta y una militancia disciplinada y convencida.

En las elecciones de 1982 el PLD ganó un primer colegio electoral en Santiago Rodríguez y en 1986 consigue su primer regidor en el municipio cabecera.

Las elecciones de 1990 fueron ganadas por el Partido en la provincia. Se produce una reducción del caudal de votos en las elecciones sucesivas, y en el 2002 vuelve el partido morado de la estrella amarilla a ser puntero en las elecciones y en el favor de sus habitantes, convirtiéndose en un referente para las demás provincias.

Masificación organizada

Tal y como sucedió en todo el país y en las Seccionales en el exterior, la apertura del Partido, posterior al VI Congreso Ordinario Profesor Juan Bosch (2001), produjo una gran avalancha de personas que acudieron a los locales a organizarse en el PLD.

A esa avalancha —explica la compañera Eunice Jimeno— en Santiago Rodríguez se le dio un carácter cualitativo, consiguiendo un número considerable de miembros partidarios que cumplen cabalmente las tareas encomendadas y con gran respeto a las directrices nacionales y locales.

Son solo quince los Comités Intermedios en toda la provincia, estructura que ha hecho el trabajo con mucho esmero y confianza.

Esos quince Comités Intermedios se reparten en once en San Ignacio de Sabaneta, cuatro en Villa Los Almácigos y dos en Monción, que son los municipios de la pujante provincia noroestana, que carece de distritos municipales.

Prevé que cuando comiencen a ejecutarse las resoluciones del recién concluido VIII Congreso Ordinario Comandante Norge Botello, se aplicará la ordenanza de multiplicar los Comités Intermedios, que allí debe realizarse, en gran medida para salvar las enormes distancias de los organismos en las zonas rurales. “Nos hemos convertido en un partido de masas, pero hemos tratado de mantener la calidad”, apuntó.

En ese orden, nuestra entrevistada presentó como un reclamo a voces la necesidad de auditar el padrón de miembros para sincerarlo.

Recuerda que con anterioridad se realizaron intentos de auditorías que se descontinuaron, proceso que de una forma u otra tiene que retomarse.

Considera que las movilidades propias de una lista cualquiera tienen que ser asentadas en el padrón, como es el caso de los fallecimientos, renuncias y una situación especial en la provincia, algunos dislocamientos de personas que militan en un municipio y aparecen en algún Comité Intermedio de otro muy distante.

El caso específico de la distancia de los Comités Intermedios de la zona rural debe motivar la multiplicación de esas estructuras y así evitar tener que dividir esos núcleos en las elecciones internas.

Al destacar la gran militancia de los peledeístas en la provincia Santiago Rodríguez, la compañera Eunice cita a Villa Los Almácigos, que promedia un 70 por ciento de participación en las votaciones internas; en San Ignacio de Sabaneta sobrepasa el 50 por ciento, y la más reducida, que es Monción, nunca llega al 50 por ciento. La participación promedio en la provincia es superior al 50 por ciento.

“El día de los procesos electorales internos se genera en Santiago Rodríguez una movilización, cual si se tratara de unas elecciones nacionales”, acotó.

Relación con la sociedad

Conservando aquellas líneas del Partido de la Liberación Dominicana de organizarse en los frentes de masa, los dirigentes y miembros del PLD en la provincia Santiago Rodríguez forman parte de los clubes de sus comunidades, asociaciones comunitarias, juntas de vecinos, asociaciones de padres y amigos en las escuelas, gremios y asociaciones profesionales.

El tema de los gremios y asociaciones está en la agenda de los comités Provincial y Municipal, y por ello los triunfos alcanzados en gremios como los que organizan a los profesionales agropecuarios, quienes acaban de escoger sus directivos, y la Asociación Dominicana de Profesores, profesionales de la salud y del Derecho, entre otras.

“En cada Comité Intermedio encontramos profesionales de diferentes disciplinas y dirigentes comunitarios que se integran al llamado que proviene de la dirección partidaria”, expuso.

Primera fuerza política

En las elecciones recién pasadas (mayo del 2012) el PLD consolidó su condición de partido puntero en la aceptación popular y de los electores en particular. Fue la segunda provincia de la región norte en la que el Partido de la Liberación Dominicana obtuvo un porcentaje mayor.

Junto al voto de los aliados la fórmula presentada a los electores, encabeza por el hoy presidente Danilo Medina y la vicepresidenta Margarita Cedeño de Fernández, obtuvo un 54 por ciento.

Pese a esa situación la compañera Eunice apunta dos aspectos: El primero, que se produce una mudanza del voto de los peledeístas hacia los partidos aliados, fenómeno que debe analizarse, y el caso de las elecciones en el 2010, que, teniendo una extraordinaria gestión municipal en San Ignacio de Sabaneta, se perdió la alcaldía por un margen reducido de votos.

Confirma que el compañero César Octavio Saint-Hilaire hizo una gran gestión y quizás por ligeras contradicciones internas o resquemores no fue reelecto, contrario a lo que aconteció con el voto para el nivel congresual.

“En las venideras elecciones, vamos a recuperar esa plaza”, declaró con mucho optimismo la presidenta del PLD en Santiago Rodríguez.

Como punto a resolver Eunice precisa que las y los peledeístas sienten algún nivel de distanciamiento con el gobierno.

Sugiere que al Partido se le dé más participación, que los dirigentes puedan ayudar a resolver los problemas de las comunidades.

La queja no solo es para el gobierno, también para la “alta dirección partidaria” de la que demanda más atención para el Partido en las provincias.

“Hemos visto con buenos ojos los seminarios de Formación Política, porque es una forma de que se nos preste atención”, dijo para reiterar su queja de que la base quiere ver que se le tome en cuenta.

Agradecida de gestiones del PLD

La gente reconoce la transformación de la provincia en los gobiernos del Partido de la Liberación Dominicana. Nuestra entrevistada lo manifiesta diciendo que se debe hablar de un antes y un después de los gobiernos del PLD.

En ese sentido se cita la obra de infraestructura de la pasada gestión y el apoyo que la actual, encabezada por el presidente Danilo Medina, viene ofreciendo a los pequeños productores.

La compañera Eunice nos dice que el presidente Danilo Medina ha estado tres veces en la provincia encabezando actividades y encuentros en apoyo a la producción local. Citando al Profesor Juan Bosch dijo que la provincia es modelo de trabajo porque cada campesino tiene en sus terrenos una vía productiva, como pequeños propietarios, que ahora aumentan con el estímulo a que se asocien para facilitarles los recursos necesarios.

También se refleja el trabajo de las gestiones del PLD en la construcción y reparación de escuelas.

El reclamo al gobierno

Una comunidad bastante agradecida de los aportes del gobierno del Partido de la Liberación Dominicana tiene una petición que canalizan por intermedio de la presidenta provincial del PLD, que tiene en su aval haber sido la gobernadora de la provincia y en su condición de dirigente política, exlegisladora y funcionaria del gobierno, lo manifiesta con propiedad: “La provincia requiere, demanda urgentemente, que se reparen los caminos vecinales”.

Junto a los caminos vecinales, necesarios para traer la cosecha a los mercados, se requiere, además, de la reparación de la carretera que va hacia la zona rural alta, porque por esa vía es por donde se transporta la leche de los ganaderos de la provincia.

Como demanda perentoria se incluye el acueducto del paraje El Guanal, comunidad en la que el PLD obtuvo el triunfo por primera vez en 1982. “Allí no hay agua. Urgentemente se demanda del vital líquido”, clama.

Agradeció la gentileza de la entrevista y adelantó que su publicación se colocará en el mural del Comité Municipal, ubicado en el centro de Sabaneta, para su discusión y evaluación en las reuniones que realizan cada semana en donde se agotan los temas partidarios y comunitarios.