Económicas

La Reserva Federal (FED) de Estados Unidos seguirá subiendo las tasas de interés para controlar la inflación tras implementar el mayor incremento en casi tres décadas la semana previa, dijo hoy su presidente, Jerome Powell.

Agregó que el banco central está «fuertemente comprometido» para lograr una bajada de los precios en el país, en un momento en que la inflación se encuentra en 8,6 por ciento, la cifra mayor desde hace 40 años, y supera con creces sus objetivos marcados de 2 por ciento.

Durante una intervención ante el Senado Powell insistió en que la FED no pretende provocar una recesión mundial con estas medidas.